Enfermería de la Ciencia Cristiana

Encuentre un enfermero de la Ciencia Cristiana  

La enfermería de la Ciencia Cristiana es un ministerio práctico y espiritual que apoya de manera activa la decisión de una persona de apoyarse en la Ciencia Cristiana para sanarse. Esta actividad humanitaria se fundamenta en las enseñanzas de la Ciencia Cristiana que se basan en la Biblia, impulsadas por el mandamiento de Cristo Jesús de “[amarse] unos a otros” (Juan 15:12).

Los enfermeros de la Ciencia Cristiana están disponibles para ayudar a quienes se apoyan en la Ciencia Cristiana para su curación. Prestan asistencia capacitada y práctica, y cuidado realizado con oración, sabiduría y compasión, para así satisfacer necesidades individuales.

Los enfermeros de la Ciencia Cristiana trabajan de manera independiente en el domicilio del paciente, o para los sanatorios de la Ciencia Cristiana y los servicios de visita. Estas organizaciones son administradas de manera independiente, y se encuentran en los Estados Unidos, Canadá, Gran Bretaña, Alemania, Suiza, Australia y América del Sur.

Véase el directorio de enfermeros de la Ciencia Cristiana para ver quiénes están disponibles para trabajar en domicilios.

Servicios de los sanatorios

Los sanatorios de la Ciencia Cristiana u hogares* ofrecen un refugio donde los deseos de un individuo de confiar únicamente en la oración para la sanación son apoyados por la tranquilidad espiritual y el cuidado práctico que proveen los enfermeros de la Ciencia Cristiana.

Estas organizaciones ofrecen servicios de enfermería de la Ciencia Cristiana especializados durante las 24 horas. También pueden ofrecer:

  • Asistencia “ambulatoria” para quienes requieran una sola visita o atención diaria corta, como por ejemplo cambio de vendas.
  • “Visitas a domicilio” para aquellos cuyas necesidades puedan cumplirse entre dos o tres horas.
  • Habitaciones “para descansar y estudiar” o de “renovación espiritual” para quienes deseen un lugar tranquilo para orar y estudiar, pero que no requieran atención de parte de una enfermero de la Ciencia Cristiana.
  • “Cuidado auxiliar” para asistencia de corto plazo en el sanatorio, para que así la familia y el cuidador que asisten a los seres queridos sean liberados temporalmente de la responsabilidad constante del cuidado.

Estas son organizaciones independientes y sin fines de lucro, y cada una fija sus propios honorarios. Estas organizaciones no están directamente afiliadas a La Iglesia Madre.

*A los sanatorios se los llaman “hogares” en Europa y Canadá.

Ver una lista de los sanatorios de la Ciencia Cristiana.

Recursos para asistencia financiera

  • Varían de un país a otro.
  • En los Estados Unidos algunas compañías de seguros cubren los costos de la enfermería de la Ciencia Cristiana; y si el paciente cumple con los requisitos para recibir Medicare o Medicaid, los sanatorios que los cubran le harán un reintegro por una parte de los gastos.
  • En el Reino Unido, “The Aid Fund for Christian Scientists in Need of Nursing Care” [El fondo de ayuda para Científicos Cristianos que necesitan cuidados de enfermería], suministra subsidios que cubren la atención de enfermeros de Ciencia Cristiana en sanatorios y hogares.
  • Los sanatorios pueden llegar a ofrecer caridad parcial o pueden compartir información acerca de recursos disponibles para aquellos pacientes que cumplan con los requisitos. Póngase en contacto directamente con los sanatorios para hacerles llegar su consulta específica.

La enfermería de la Ciencia Cristiana es un ministerio espiritual y práctico que apoya activamente la decisión del paciente de confiar en la Ciencia Cristiana para sanar. Está fundamentada en la teología de la Ciencia Cristiana que se basa en la Biblia, la que incluye el mandamiento de Cristo Jesús de amarse unos a otros (véase Juan 15:12). Este ministerio se lleva a cabo con oración, sabiduría, compasión y habilidad.    

En 1908, la fundadora de la Ciencia Cristiana, Mary Baker Eddy, estableció la autoridad y las normas de la enfermería de la Ciencia Cristiana en El Manual de La Iglesia Madre (página 49, Artículo VIII, Sección 31):

Enfermeros de la Ciencia Cristiana. Sección 31. Un miembro de La Iglesia Madre que se acredite como enfermero o enfermera de la Ciencia Cristiana, deberá tener un conocimiento demostrable de la práctica de la Ciencia Cristiana, comprender a fondo la sabiduría práctica necesaria respecto al cuarto de un enfermo, y que pueda cuidar bien del enfermo.

Los nombres de tales personas pueden publicarse en The Christian Science Journal según las reglas establecidas por los editores.

Las personas que se anuncian en The Christian Science Journal han presentado evidencia satisfactoria de que cumplen los requisitos que se establecen en el Estatuto.

Este Alcance de los Servicios tiene el propósito de aclarar a los pacientes, y a otras personas interesadas, qué pueden esperar cuando solicitan los servicios de un enfermero de la Ciencia Cristiana. El mismo habla brevemente de los principales aspectos de esos servicios.

El cuidado que ofrece un enfermero de la Ciencia Cristiana incluye:

  • Aceptar un caso con la expectativa de una completa e inmediata curación;
  • Ofrecer un cuidado que sea consecuente con la teología y la ética de la Ciencia Cristiana;
  • Tranquilizar afectuosamente asegurando el tierno cuidado de Dios, Su omnipresencia y Su omnipotencia, reconociendo fiel y consecuentemente la perfección espiritual del hombre;
  • Dar aliento cristiano a la expresión de actividad normal y de vitalidad natural del individuo;
  • Leer a la otra persona o con ella, de la Biblia, Ciencia y Salud con la Llave de las Escrituras y de otros escritos de Mary Baker Eddy, además de otra literatura publicada por La Sociedad Editora de la Ciencia Cristiana.
  • Comunicación: comunicarse de una manera ética, moral y afectuosa con el paciente, su familia, amigos, practicista de la Ciencia Cristiana, y otros, teniendo en cuenta los requerimientos éticos y legales respecto a la confidencialidad de la información sobre el paciente;
  • Ambiente: mantener una atmósfera que conduzca a la curación espiritual y apoye el cuidado armonioso;
  • Cuidado personal y baño: ayudar con todo el cuidado necesario de aseo y comodidad;
  • Movilidad: ayudar al paciente a moverse, incluyendo el ayudarlo a ponerse de pie, caminar, trasladarse y sentarse con o sin elementos de ayuda o medios que ofrezcan comodidad;
  • Alimentación: preparar o modificar alimentos, ayudar a comer; alentar adecuadamente al paciente para que coma;
  • Limpieza/vendaje: limpiar, cubrir y vendar heridas, brindando higiene, protección, apoyo y comodidad;
  • Enseñar al paciente o a otros a proporcionar los cuidados necesarios para responder a las necesidades individuales del paciente,
  • Obedecer las leyes del país.

El cuidado del enfermero de la Ciencia Cristiana no incluye:

  • Hacer diagnósticos o pronósticos médicos;
  • Asumir la responsabilidad de tomar decisiones por el paciente sobre el cuidado de la salud;
  • Administrar medicamentos, drogas o usar productos o remedios medicados que contengan hierbas o vitaminas;
  • Usar o administrar técnicas o tecnologías médicas;
  • Manipulación, masajes, terapia física;
  • Alimentación intravenosa o forzada;
  • Asumir responsabilidad de los asuntos financieros del paciente o de las transacciones comerciales de su familia;
  • Inmiscuirse en las relaciones privadas entre el paciente y el practicista de la Ciencia Cristiana, o entre el paciente y su familia;
  • Dar asesoramiento o consejo personal.

Lo que es fundamental en el ministerio de un enfermero de la Ciencia Cristiana es confirmar, mediante una oración activa y devota, la innata espiritualidad del hombre y su receptividad al gobierno armonioso de Dios. Este testimonio espiritual reafirma cada paso del cuidado que ofrece el enfermero de la Ciencia Cristiana.

Imprimir este resumen del alcance de los servicios en varios idiomas:

Deutsch
Descargar (Archivo PDF; 290,2 kB)
English
Descargar (Archivo PDF; 54,7 kB)
Español
Descargar (Archivo PDF; 77,4 kB)
Français
Descargar (Archivo PDF; 57,6 kB)
Português
Descargar (Archivo PDF; 285 kB)

Los sanatorios y hogares de la Ciencia Cristiana ofrecen una amplia gama de programas educativos y opciones de aprendizaje. La mayoría ofrece clases en el mismo establecimiento conjuntamente con tutoría en paralelo. Los ofrecimientos pueden incluir:

  • Un programa completo de clases, complementado con tutoría en paralelo.
  • Solo clases de inicio; los alumnos serán enviados a otro lugar para realizar trabajos del curso.
  • Tutoría en paralelo e instrucción como alternativa a las clases.
  • Programas de clase creativos y flexibles, y ubicación disponible que se adaptan a las necesidades individuales y familiares.

Algunos enfermeros de la Ciencia Cristiana que se anuncian en el Journal pueden estar disponibles como mentores independientes para enseñar individualmente acerca de la ética, las técnicas y la aplicación de los principios de la enfermería de la Ciencia Cristiana. No existe un registro completo de estos mentores, pero se puede realizar una búsqueda geográfica de los enfermeros calificados de la Ciencia Cristiana consultando el Directorio de The Christian Science Journal.

Para recibir información acerca de programas específicos, los interesados deben comunicarse directamente con los enfermeros y organizaciones de enfermería de la Ciencia Cristiana correspondientes. La Iglesia Madre no capacita enfermeros de la Ciencia Cristiana; y los sanatorios y hogares de la Ciencia Cristiana que ofrecen capacitación no están afiliados a La Iglesia Madre.

Ver una lista de los sanatorios de la Ciencia Cristiana.


¿Está pensando en entrar a la práctica pública como enfermero de la Ciencia Cristiana?

Sepa cómo anunciarse como enfermero de la Ciencia Cristiana en The Christian Science Journal.